Google+ Badge

miércoles, 26 de septiembre de 2012

Vendimia bajo las estrellas


Pocas imágenes más impactantes que las que ofrece un viñedo bien cuidado a la luz de las estrellas, con los exuberantes racimos de uvas “garría” bajo ese claro-oscuro manto que ofrece la noche en el Aljarafe sevillano.
Y es que hay veces que hay que salirse de lo tradicional, como lo es la vendimia durante el día, si la naturaleza y los avances técnicos así lo aconsejan, pues la zona Sur de España con unas temperaturas medias durante la vendimia de 35º, no son las condiciones optimas para una vendimia.

                                                              
Carlos Falcó fue el primero en instaurar esta práctica en su toledano Dominio de Valdepusa, creando todo un espectáculo mediático. Cortar racimos de uva en la oscuridad, alumbrado con linternas, focos, antorcha e incluso cascos mineros, causa una impresión imborrable para cualquier aficionado a estas tareas.
Las razones técnicas para la recolección por la noche, evitarían disparar la actividad enzimática y crear fermentaciones espontáneas indeseadas, como ocurre bajo las altas temperaturas diurnas del verano andaluz, por no hablar de las dificultades enológicas que tan altas temperaturas plantean a los enólogos.

                                                           
No es de extrañar por tanto, que cada vez haya más bodegas que con máquinas o a mano, hagan de la vendimia nocturna un trabajo que al aficionado le parece romántico, incluso diría yo que casi entraría en el misterio, hasta en la brujería o en la alquimia, al constatar de cómo un mosto  siendo un producto natural, evoluciona hacia magníficos caldos, en función del tipo de uva y del mimo con que la traten los lagareros y bodegueros.

                                                         
Por nombrar algunas bodegas que ya hacen la vendimia por la noche y aparte de la ya nombrada, estarían:
Pagos de Leza (Álava), Bodegas Valduero, en Gumiel del Mercado (Burgos), Pago de las Encomiendas en Villafranca de los Barros (Badajoz), Lynus Viñedos y Bodegas, en Quintanilla de Onésimo (Valladolid), Diez Siglos de Verdejo en Serrada (Valladolid), y en Andalucía solo tengo noticias de las Bodegas Marqués Casa-Pardiñas, en Huélago junto a Guadix (Granada).
Algunas de estas bodegas, incluso han hecho un espectáculo para los interesados, que aparte de contemplar la recolección y la pisa, terminan tomando chocolate con picatostes, todo desde luego pagando, claro.

                                                            
Yo le aconsejaría a mi amigo el Coco, que como saben ya ha hecho la vendimia y la pisa de este año, organizara grupos de curiosos para que vieran como los vendimiadores con cascos de mineros la llevaban a cabo en sus viñas, como se pisaba y almacenada en los toneles, y acabaría dando un chocolate con migas y uvas, que yo  haría con mucho gusto, y por supuesto cobrando el espectáculo y el desayuno, aunque terminaría con una degustación de una copita de “mistela” de la cosecha del pasado año. Dicho queda y que conste que no cobro por la idea.
Nuevas formas y nuevas maneras para que lo que nos da la naturaleza, llegue a nuestras casas de la forma más ecológica y natural posible.

                                                              

No hay comentarios:

Publicar un comentario